BUSCAR

Cuatro destinos para la mejor Semana Santa junto al mar con Sallés Hotels

28/02/2018 13:39 |
HotelesTurismoNoticias y prensa
Cuatro destinos para la mejor Semana Santa junto al mar con Sallés Hotels

La segunda gran escapada vacacional de 2018, tras Reyes, bien merece un buen lugar donde disfrutarla. Para quienes escojan un destino junto al mar, Sallés Hotels tiene los establecimientos ideales en entornos tan variados del Meditarráneo como la Costa Brava, Barcelona, la Costa del Sol o Mallorca. Unos días de desconexión para relajarse con la pareja, en familia o con amigos al amparo de la filosofía de la cadena: que dormir sea solo una pequeña parte del sueño.

A un mes de Semana Santa, es el momento idóneo para escoger el lugar donde disfrutar de la segunda gran escapada vacacional de año. Para quienes no se decanten por la nieve o por participar de las tradiciones religiosas procesionales que proponen muchos destinos de interior, y simplemente busquen unos días de paz y sosiego, el mar es un escenario perfecto. Sobre todo para hacerlo sin la masificación veraniega del turismo de sol y playa.

El Mediterráneo es ideal para unos días de relax, paseando por esos caminos de ronda que serpentean entre coquetas calas mientras se inhala el inconfundible aroma del mar o por ciudades acariciadas por el Mare Nostrum. Desde la Costa Brava, al norte, a la Costa del Sol, al sur, o en una isla como Mallorca, cualquiera de estos escenarios invita a unas excelentes vacaciones de Pascua. Aunque para que se conviertan en inolvidables es preciso escoger el alojamiento idóneo que complemente ese destino.

Sallés Hotels, cadena que cuida hasta el más mínimo de los detalles, pretende con su filosofía –que dormir sea sólo una pequeña parte del sueño– que el cliente encuentre en sus establecimientos un destino en sí mismo. Y para ello ofrece cuatro opciones distintas para quienes escojan regalarse una Semana Santa junto al mar.

1–Costa Brava. Playa de Aro, situada su epicentro, es ideal para combinar los paseos por playas y calas con el shopping y la gran oferta gastronómica. Y también como punto de partida para descubrir pueblos medievales como Monells, Pals o Peratallada, que suponen un verdadero viaje en el tiempo. Quienes escojan este destino hallarán en el Sallés Hotel & Spa Cala del Pi 5* el lugar perfecto para descansar tras cada jornada. Ubicado en una antigua casa de verano, sobre una cala, dispone de 49 habitaciones de varias tipologías, diferentes zonas chill out con camas balinesas, terrazas para perder la vista en el horizonte mediterráneo, un completísimo spa con más de 600 m2 y un auténtico regalo para el paladar: su restaurante Aurum, donde el chef Eric Herce sorprende con sus creativas propuestas.

Sin abandonar la Costa Brava aunque en un entorno de montaña, el frondoso valle de Solius, Sallés Hotel & Spa Mas Tapiolas 4*s propone dos interesantes opciones. Por un lado, las 40 habitaciones de su masía del siglo XIII reconvertida en establecimiento Premium, entre ellas las 11 exclusivas ‘Masia Desing’ diseñadas por Jordi Dalmau. Y por otro, sus 13 Suites Natura, donde escoger entre las de jacuzzi doble o piscina climatizada con cascada y cromoterapia, para una estancia de ensueño.

2–Barcelona. Las bulliciosas Ramblas, el selecto shopping de su Paseo de Gracia, el laberíntico barrio gótico, el Modernismo de la Sagrada Familia, la Pedrera o el Parque Güell... La Ciudad Condal es otro de esos destinos ideales para las vacaciones de Pascua. Allí, el Sallés Hotel Pere IV 4*, recién renovado íntegramente, es la perfecta base de operaciones para visitarla. Entre sus 195 habitaciones dispone de 33 triples y 22 familiares, pensadas para matrimonios con hijos y grupos. Su completísimo spa, al que ha incorporado un área de masajes y tratamientos, es perfecto para un relax después de las visitas. Además, su ubicación, en el emergente distrito 22@, lo sitúa a solo 10 minutos andando del majestuoso frente marítimo de 6 kilómetros que une la Barceloneta con el Forum.

3–Costa del Sol. Su capital, Málaga, es otro destino urbano bañado por el Mediterráneo para una interesante escapada de Semana Santa. Un paseo por su casco antiguo permite impregnarse de su belleza monumetal ¬–Catedral, Alcazaba, Castillo de Gibralfaro…– combinándola con sus desfiles procesionales. En esta zona se asienta precisamente el Sallés Hotel Málaga Centro 4*, con sus 147 habitaciones de cinco tipos y la posibilidad de escoger entre dos ambientes: clásico y cálido o moderno y funcional. Su terraza panorámica, Aurea, ubicada en la sexta planta, ofrece las mejores vistas de la ciudad. Y su restaurante Picasso destila cocina mediterránea con toques vanguardistas.

4¬–Mallorca. La ‘isla de la calma’ hace honor a este apelativo sobre todo en Semana Santa, sin el trajín turístico veraniego. En la exclusiva zona de Portals Nous, a sólo 10 minutos en coche de su capital, Palma de Mallorca, se alza el Sallés Hotel Marina Portals 4*, ideal para familias. Muchas de sus 188 habitaciones están dotadas de dos dormitorios, perfectas para matrimonios con hijos. Y su inmenso jardín acoge un área exterior de recreo que hará las delicias de los más pequeños de la casa mientras sus padres miman el cuerpo con su espacioso Spa y sus tratamientos para el bienestar.

Para más información y reservas, consultar con la web de la cadena: www.salléshotels.com

Etiquetas:  |

NOTICIAS RELACIONADAS